132-143 (bis) Capítulo IX: Octavo Artículo Del Credo

Catecismo Catecismo Mayor Destacados

 

Ampliación de las reflexiones sobre el:

CAPÍTULO IX
DEL OCTAVO ARTÍCULO DEL CREDO

132. ¿Qué nos enseña el octavo artículo: CREO EN EL ESPÍRITU SANTO?
El octavo artículo del Credo nos enseña que hay Espíritu Santo, tercera Persona de la Santísima Trinidad, que es Dios eterno, infinito, omnipotente, Criador y Señor de todas las cosas, como el Padre y el Hijo.

133. ¿De quién procede el Espíritu Santo?
El Espíritu Santo procede del Padre y del Hijo, por vía de voluntad y de amor, como de un sólo principio.

134. Si el Hijo procede del Padre, y el Espíritu Santo procede del Padre y del Hijo, parece que le Padre y el Hijo sean antes que el Espíritu Santo, ¿cómo, pues, se dice que todas tres Personas son eternas?
Se dice que todas tres Personas son eternas porque el Padre desde todas la eternidad engendra al Hijo, y del Padre y del Hijo procede desde toda la eternidad el Espíritu Santo.

135. ¿Por qué la tercera Persona de la Santísima Trinidad se llama particularmente con el nombre de Espíritu Santo?
La tercera Persona de la Santísima Trinidad se llama particularmente con el nombre de Espíritu Santo porque procede del Padre y del Hijo por vía de aspiración y de amor.

136. ¿Qué obra se atribuye especialmente al espíritu Santo?
Al Espíritu Santo se atribuye especialmente la santificación de las almas.

137. ¿No nos santifican el Padre y el Hijo lo mismo que el Espíritu Santo?
Sí, señor; todas tres personas nos santifican igualmente.

138. Pues, ¿por qué la santificación de las almas se atribuye en particular al Espíritu Santo?
La santificación de las almas se atribuye en particular al Espíritu Santo porque es obra de amor, y las obras de amor se
atribuyen al Espíritu Santo.

139. ¿Cuándo bajó el Espíritu Santo sobre los Apóstoles?
El Espíritu Santo bajó sobre los Apóstoles el día de Pentecostés; es decir, cincuenta días después de la Resurrección de Jesucristo y diez después de su Ascensión.

140. ¿Dónde estaban los Apóstoles los diez días antes de Pentecostés?
Los Apóstoles estaban reunidos en el Cenáculo en compañía de la Virgen María y de otros discípulos, y perseveraban en oración esperando al Espíritu Santo que Jesucristo les había prometido.

141. ¿Qué efectos produjo el espíritu Santo en los Apóstoles?
El Espíritu Santo confirmó en la fe a los Apóstoles, los llenó de luz, de fortaleza, de caridad y de la abundancia de todos sus dones.

142. ¿Fue el Espíritu Santo enviado para sólo los Apóstoles?
El Espíritu Santo fue enviado para toda la Iglesia y para todas las almas fieles.

143. ¿ Qué obra el Espíritu Santo en la Iglesia?
El Espíritu Santo, como el alma en el cuerpo, vivifica con su gracia y dones a la Iglesia, establece en ella el reinado de la verdad y del amor y la asiste para que lleve con seguridad a sus hijos por el camino del cielo.

Del Catecismo Mayor de San Pío X

Deja un comentario