181-192 Capítulo X: Del Noveno artículo – Iglesia docente e iglesia discente

Catecismo Catecismo Mayor Destacados


CAPÍTULO X: DEL NOVENO ARTÍCULO

De la Iglesia docente y de la Iglesia discente o enseñada

181. ¿Hay alguna distinción entre los miembros que componen la Iglesia?
Entre los miembros que componen la Iglesia hay una distinción notabilísima, porque hay en ella quién manda y quién obedece, quién enseña y quién es enseñado.

182. ¿Cómo se llama la parte de la Iglesia que enseña?
La parte de la Iglesia que enseña se llama docente o enseñante.

183. ¿Cómo se llama la parte de la Iglesia que aprende?
La parte de la Iglesia que aprende se llama discente o enseñada.

184. ¿Quién ha establecido está distinción en la Iglesia?
Esta distinción en la Iglesia la ha establecido el mismo Jesucristo.

185. ¿Son, pues, dos Iglesias distintas la IGLESIA DOCENTE y la IGLESIA DISCENTE?
La Iglesia docente y la Iglesia discente son partes distintas de una misma y única Iglesia, como en el cuerpo humano la cabeza es distinta a los otros miembros, y con todo forma con ellos un sólo cuerpo.

186. ¿Quiénes componen la Iglesia DOCENTE?
Componen la Iglesia docente todos los Obispos, con el Romano Pontífice a la cabeza, ya se hallen dispersos, ya congregados en Concilio.

187. ¿Y quiénes componen la Iglesia DISCENTE o enseñada?
Componen la Iglesia discente o enseñada todos los fieles.

188. ¿Quiénes, pues, tienen en la Iglesia la autoridad de enseñar?
La autoridad de enseñar la tienen en la Iglesia el Papa y los Obispos, y con dependencia de ellos, los demás sagrados Ministros.

189. ¿Estamos obligados a escuchar a la IGLESIA DOCENTE?
Sí, por cierto; todos estamos obligados a escuchar a la Iglesia docente, so pena de eterna condenación, porque Jesucristo dijo a los Pastores de la Iglesia en la persona de los Apóstoles: “El que a vosotros oye, a Mí me oye, y el que a vosotros desprecia, a Mí me desprecia”.

190. ¿Tiene la Iglesia algún otro poder además de la autoridad de enseñar?
Sí, señor; además de la autoridad de enseñar, tiene la Iglesia especialmente el poder de administrar las cosas santas, hacer leyes y exigir su cumplimiento.

191. ¿Viene del pueblo el poder que tienen los miembros de la Jerarquía eclesiástica?
El poder que tienen los miembros de la Jerarquía eclesiástica no viene del pueblo, y decir esto sería herejía, sino que viene únicamente de Dios.

192. ¿A quién compete el ejercicio de estos poderes?
El ejercicio de estos poderes compete exclusivamente al orden jerárquico, es decir, al Papa y a los Obispos a él subordinados.

Del Catecismo Mayor de San Pío X

Deja un comentario